¿Propósito de qué?

Si planteamos nuestra existencia como un barco en alta mar el TDA/H sería un agujero en el bote, en ocasiones sólo entra un poco de agua, pero si lo descuidas puede ser que te hunda.

El mar en su inmensa extensión arremete contra el bote en el que vamos y no tener un propósito es como no tener remos, por ello sobrevivir así sería una cuestión de suerte y nadie quiere vivir de esa manera.

El propósito es una certeza que se construye desde la identidad, la misma palabra en latín “propositum” nos lo dice; con el prefijo “pro” indica una dirección hacia delante y con el sufijo “positum” indica la acción de poner, esto nos conduce a entender que las cosas que nos han formado y deformado son más importantes de lo que pensamos y sería importante entrar en reflexión para localizar del pasado lo que nos molesta o nos incomoda, para verlo como si fueran oportunidades que nos da el inconsciente para modificar nuestro rumbo.

En esta metáfora el movimiento que genera el mar sería la vida misma y el agua que nos lleva es el flujo de nuestras emociones y lo que nos puede hundir es el mal manejo emocional, el tan famoso estrés.

El estrés es para las personas con TDA/H una bomba para el cerebro ya que altera de sobremanera las funciones ejecutivas, el manejo del estrés es fundamental, con una disciplina se puede formar un plan de acción para controlarlo y sacarle provecho.

Estrés es lo que te recuerda lo que eres y lo que podrías ser, sólo falta la decisión de cambiar y romper los malos hábitos, tienes la oportunidad de reflexionar sobre las áreas que te producen estrés, éstas son en las que si trabajas fuerte cambiarás toda tu vida, para esto están los retos, sólo síguelos y confía en ti.

El propósito como motor de vida se fundamenta en cuatro puntos que se entrelazan; lo primero es encontrar lo que amas, hacer esto te enseñará tus talentos y si los focalizas con lo que el mundo necesita, te aseguro que encontrarás una manera de generar independencia económica. Utiliza la parte creativa del TDAH, utiliza la hiperactividad para no conformarte con nada, utiliza el hiperfoco para ayudar y sobre todo haz la paz contigo mismo.

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *